Que hacer cuando no se puede hacer nada

Anoche llegué de Madrid de una escapada de día y medio. Mj se quedó en casa, más tranquila, 🙂
(Cuanto se puede echar de menos a una persona, la verdad es que ya hace mucho que no estamos tanto tiempo separados. Lo pronto que se acostumbra uno).
Esta mañana me he levantado pronto y he leído su artículo. La verdad es que me he emocionado. Todos los sentimiento están a flor de piel y tenemos muchos recuerdos.
Hablando con ella un día, nos dimos cuenta que en realidad teníamos, mucha suerte por todo lo que nos estaba costando ser padres, ello nos ha llevado a leer e informarnos, pero también a ser CONSCIENTES de que queremos ser padres, las formas que hay de criar a los hijos, si deseas crianza natural o moderna,… cosas a la que la gente no le da importancia, que ni se plantea, y sin embargo Mj y yo lo pensamos, leemos, nos informamos y hablamos.

Pero de esto no quiero escribir ahora, cuando pensamos en escribir nuestro blog/bitácora/diario fué porque queríamos poder recordar todo nuestro proceso, que no se nos olvidara nada, descargar nuestro cerebro, que continuamente está maquinando, pero también el de dar las dos versiones, padre-madre.
Que decir tiene que el padre, a vista de la sociedad tradicional, pocas tareas se le atribuyen,
– Poner la semillita.
– Llevar el dinero a casa.

Para mí, esto está pasado de moda, las atribuciones de un “compañero acompañante”, físico-genéticamente no son muchas, sólo poner la semillita, lo que para mí es lo menos importante. Eso lo marca la naturaleza, y creo que nosotros como humanos podemos llegar a más. Criar, es acompañar a tu pareja, estar con ella cuando tiene que ir al médico, cuando está preocupada, tranquilizarla, cuando está triste, alegrarla, cuando llora, abrazarla,…
Como se dice, es fácil estar en los buenos momentos, pero los malos…..
Cuando surgen problemas para tener hijos, es cuando más solo te sientes, parece que estás fuera de la sociedad, tus familiares y amigos te escuchan y preguntan, pero no lo entienden. Por mucho que lo expliques no lo entienden. Al principio intentas explicarlo y hacerselo entender, qué pasa, qué proceso lleva, qué puede pasar, qué no, ….
Al final lo dejas por imposible, y si te preguntan sólo dices, ahí estamos, va lento, esperando, esperando, esperando…..
Quien mejor te entiende es la gente que tiene problemas como tú, quizá es el mismo o quizá no, pero entiende tus sentimientos, y la empatía que siente es sincera, porque tú también sabes que está pasando por algo muy parecido.

La labor de la pareja, para mi, siempre queda algo de lado, ya que cuando la otra entra para hacer las ecos, pinchazos, quirófano, etc, tú sólo te quedas fuera, esperando. ¿para tan poco servimos?
Son largas horas esperando, viendo cómo mi pareja se retuerce de dolor y tú sólo puedes mirar….
NOOOOOOOOOOO
Nuestra labor es muy importante, estamos ahí, cuando las cosas van mal, ellas saben que cuando salgan, tu vas a estar ahí, le vas a preguntar cómo ha ido, si está bien, si le duele. Puedes hacer una de las cosas más maravillosas que existen, ABRAZAR, rodear a tu pareja, besarla, oler su pelo, su perfume y saber que todo va ir bien.

….

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Soy de la familia Madresfera!
A %d blogueros les gusta esto: